Dos semanas 8

Ya hace dos semanas que Javi no vive en casa.

Tomamos la sabia decisión de dejar de vivir juntos. Ya no éramos pareja y estábamos estancados en un punto que no iba a ningún lado.

Inevitablemente lo echo de menos, aunque esto haya sido una gran decisión para los dos.

Lo echo de menos porque es un alguien a quien quiero mucho, porque ha sido una de las personas más importantes de mi vida y porque ¡qué coño! es un tío de puta madre.

Pero bueno, contaba con que todo este proceso me iba a dar mucha tristeza. Entiendo que simplemente es cuestión de tiempo.

Sólo han pasado dos semanas, pero ha sido suficiente para ir descubriendo ciertas cosas que realmente me han sorprendido, aunque ya empezaba a sospechar hace un mes.

He dedicado mucho tiempo a pensar en todo lo que ha pasado. La evolución que hemos tenido como pareja e individualmente.

Parece poco tiempo, pero han sido 6 años. Y no 6 años cualesquiera, 6 años en los que hemos vivido cosas muy bestias.

La primera y más importante fue la muerte de mi padre. Recuerdo que Javi fue todo para mí en ese momento. Quedarme dormido en sus brazos llorando mientras me decía que no pasaba nada, que él estaba ahí.

Cuando nos mudamos a Madrid, con solo un sueldo y mil cosas que pagar. Yo en empresas de mierda mientras él se partía los cuernos buscando cualquier tipo de curro.

Cuando me he visto desbordado de responsabilidades con 24 años.

Hemos pasado muchas historias juntos. Por supuesto mil buenísimas. Nos hemos cuidado muchísimo el uno del otro.

Pero es cierto que según hemos ido solucionando problemas nos hemos dado cuenta de que en mucho tiempo no hemos tenido tiempo para nosotros. Ni para pensar, ni para plantearnos opciones porque no las teníamos. Creo que simplemente nos hemos gastado en estos años.

Además a eso le unimos que, aunque en lo básico coincidimos, en casi todo lo superficial somos completamente diferentes.

Esto es lo que nos ha pasado como pareja, pero he querido ser especialmente crítico pensando en lo que me ha pasado a mí individualmente.

Conozco a Javi hace 6 años. Sin saber ni cómo de repente se convierte en una persona muy importante en mi vida, el tiempo con él pasa volando.

Me hace feliz verle. Da igual lo que hagamos, siempre nos reímos. Somos grandes amigos. Le quiero con locura.

Con el paso de los años yo empiezo a imaginarme un futuro con Javi. Me imagino dentro de 20, 30 años cuidándonos el uno al otro. Haciendo nuestras cosas, siendo felices. Evolucionando juntos, siendo un equipo, incluso una familia.

Va pasando tiempo y no es así, parece que eso no evoluciona como yo me lo había imaginado. Tal vez yo me había imaginado más cosas que él, tal vez no era el momento de pensar en eso o tal vez simplemente no se dieron las circunstancias. La cuestión es que yo empiezo a ser consciente de que eso que yo me había imaginado no iba a ser como yo pensaba.

En ese punto creo que me cabeza por mi salud mental me hizo creer que no era lo que quería. Que lo que quería era lo que tenía, y no lo que realmente soñaba.

Eso desemboca con el tiempo en que dejemos la relación, ya hace un año. Yo me pongo mi escudo en forma de imagen de tío súper independiente que pasa de cualquier tipo de compromiso. De hecho es cierto que he huido de cualquier tipo de compromiso.

Todo falso. Yo no soy así. Yo cada día que me he despertado para irme al trabajo le he recordado a Javi que lo quiero con locura, que es alguien increíble y le he dado un beso en la frente.

Soy cariñoso, me gusta hacer sentir especial a mis seres queridos, me gusta tener detalles, me ilusiono, siento, río y lloro.

Uf. Qué alivio al escribir esto.

Esto no significa que busque nada con nadie, pero por lo menos quiero ser sincero conmigo mismo para que si algún día me lo cruzo no ser tonto y saber apreciarlo.

8 thoughts on “Dos semanas

  1. Reply Willy Feb 1,2015 8:16 pm

    Pues me parece muy bonito reconocer lo que se puede querer a alguien, pero mucho más a uno mismo. Lo suficiente como para poder continuar y no tener rencor ni con los demás, ni con las decisiones de uno. Afrontar el futuro sin saber lo que nos depara no sirve para nada. Mejor continuar. Te deseo lo mejor. 🙂

  2. Reply txuseta Feb 1,2015 10:07 pm

    A ver si ahora puedo…
    Simplemente no habéis encajado. Es duro admitirlo porque supone abandonar las ilusiones que tenías y volver a la realidad, pero es un cambio necesario. Habéis sido muy importantes el uno para el otro durante todo ese tiempo y lo seguiréis siendo, estoy segura. 🙂 Habéis pasado cosas muy duras juntos y también cosas muy bonitas. Y os ha costado asumir que se ha terminado, pero lo habéis hecho y eso más de lo que algunas parejas hacen nunca.
    Todo va a ir bien, Jose. Ya lo verás.
    Y si necesitas algo, aquí estoy.
    Un besazo.

    • Reply vasconita Feb 6,2015 5:06 pm

      Qué maja eres txus.

      Pues sí, me queda el consuelo de que simplemente hemos hecho lo que teníamos que hacer. Sin aferrarnos a algo que ya estaba agotado.

      Muchas gracias, de verdad.

  3. Reply Miguel Feb 6,2015 5:01 pm

    Me ha encantado tu post, sincero, escrito con el corazón y me has emocionado, tío! Las relaciones cambian, se rompen, se vuelve juntos, se madura, se perdona… La vida es impredecible y eso la hace increíble. No lo dés todo por perdido, ni te agarres a la posibilidad de volver. Lo que tenga que ser el tiempo lo dirá. Estuve también muchos años con Roberto, mi ex. Lo quiero y será así para siempre, aunque ya haga 2 años que no estamos juntos. Eso no quiere decir que haya cerrado el corazón al amor. El luto sigue y seguirá, porque la tristeza de recordar lo feliz que se fue, también es vivir.
    Un abrazo desde Alemania,
    @miguel_twi

    • Reply vasconita Feb 6,2015 5:08 pm

      Mola publicar estas cosas y ver que son cosas que en realidad nos pasan a todos, pero que cuestan decir.

      Muchas gracias Miguel.

  4. Reply necrum Mar 23,2015 12:59 pm

    Aunque este post ya tiene un tiempillo no puedo dejar pasar la oportunidad de contestarte.

    Me ha emocionado mucho la forma en la que te has expresado. Además, me ha sorprendido tu objetividad y la forma en la que has aprendido de todo esto. Eres un tío muy maduro la verdad.

    Me he identificado con algunas partes de tu historia. Desde que cumplí 21 años (ahora tengo 27) tengo numerosas cargas familiares y económicas que han sido muy difíciles de lidiar. Al empezar todo esto me aferré a alguien que para mí lo era todo, que me apoyó, que me ayudó como nadie lo había hecho. Yo hice lo mismo ya que su situación no era mucho mejor que la mía. Pero bueno, por diversas circunstancias, pues eso terminó. Fue muy duro, cambié mi forma de actuar para con los demás, mostrando al mundo una nueva persona que en realidad, no existe.

    Peeero al igual que tú, eso ha servido para darme cuenta de quién soy y he podido volver a mi mejor yo, el único e inigualable XD.

    Te agradezco que hayas escrito esto por diversos motivos. Sólo mandarte ánimos para lo que esté por venir y…¡a tope chaval!

    Perdón por el rollo que te he metido XD

  5. Reply Otro Miguel Apr 4,2015 1:09 pm

    Acabo de leerlo y, en muchas cosas, me he sentido identificado. Tu post me ha tocado. Y, sabes? Me quedo con que uno tiene que ser sincero consigo mismo, algo que yo muchas veces no consigo hacer. Admiro tu valentía.

Leave a Reply